Etimología de CÁNCER

CÁNCER

La palabra cáncer viene del latín cancer (cangrejo, tumor, signo del zodiaco). Este parece estar relacionado con el griego καρκίνος (karkinos = cangrejo) y el sánscrito karkah (cangrejo) y la raíz indoeuropea *kar- (duro).

Del griego καρκίνος también nos llega:

  • Carcinología - Ciencia que estudia (logía) a los crustáceos (cangrejos, camarones, langostas, etc.).
  • Carcinoma - Tumor (oma) canceroso (duro, maligno).

En la medicina antigua escrita en lengua griega ya se llamaba "cangrejo" a este grupo de enfermedades que hoy seguimos llamando cáncer; en efecto, se usaba la palabra καρκίνος (karkínos) que emplean Hipócrates y Galeno y con su sinónimo, añadido el sufijo -ωμα (-oma) propio de los tumores, καρκίνωμα (karkínōma) que emplea Dioscórides y médicos bizantinos como Rufo y Oribasio y que produjo en el lenguaje médico del latín clásico la palabra carcinoma que luego pasa tal cual al español carcinoma y a las demás lenguas.

El árabe medieval siguió la moda de llamar "cangrejo", que se dice en árabe سرطان saraṭān, a todos los tipos de cáncer y por eso uno de los sinónimos castizos del cáncer en español es el arabismo zaratán, aunque con el significado restringido solo al cáncer de mama.

Por qué se ha llamado "cangrejo" a esta enfermedad no está claro. Los médicos griegos trataron de explicar esta denominación, a todas luces popular, con diversas hipótesis, en los tumores duros sería por la dureza del caparazón del cangrejo, en los ramificados por la imagen de las patas y pinzas del mismo, o bien por el ahínco y tenacidad con que el cangrejo no suelta su presa. Otros han pensado en los dolores muy agudos que sufre el paciente terminal, comparables a los que harían las pinzas de un cangrejo que nos devorase por dentro. La espantosa idea del cangrejo horadando las entrañas.

- Gracias: Joaqu1n


La palabra Cáncer, en mayúsculas, designa a la cuarta constelación del zodíaco, cuyo símbolo es ♋. Se localiza en el hemisferio norte, entre Leo al este, Géminis al oeste, la Hidra al sur y el Lince al norte. Es la constelación zodiacal más débil en luminosidad, por lo que sólo podremos observarla en noches, oscuras sin contaminación lumínica y auxiliados por una carta astronómica. También se le conoce como la constelación del cangrejo, que es la forma que de manera imaginaria tiene.

El poeta romano Marco Anneo Lucano (hacia 39-65 d.C.) llama a la constelación Carcĭnŏs, derivando el vocablo del griego Καρκινος = Karkinos, que también significa cangrejo, así como el tumor maligno y la constelación; relacionado con karkata (cangrejo) y karkara (duro), en sánscrito; kark, en lengua hindú, con el mismo significado. Todos estos términos se vinculan a la raíz indoeuropea *kar- (duro). De carcinos deriva la palabra carcinología, que es la rama de la zoología que estudia a los crustáceos (los cangrejos son animales artrópodos, subdivisión Crustacea).

Se sabe que esta constelación había sido ya observada por el imperio Acadio (hacia ss. XXIV-XXII a.C.). Al parecer los egipcios la identificaban con un escarabajo (tal vez lo que veían era el cúmulo estelar del pesebre, 'Praesepe', en latín, que se encuentra justo en Cáncer), que era un animal sagrado que simbolizaba la inmortalidad.

Los babilonios vieron y ubicaron esta constelación quizás de una manera no exacta (circa s. X a.C.) la nombraban MUL.AL.CUL, y la asociaban a la figura de un cangrejo, y era incluida en el compendio del s. XII a.C., llamado algo así como 'Tres estrellas en cada mes', donde dividían al cielo en las regiones norte, ecuatorial y sur, que incluía 36 estrellas. Tiempo después, como signo zodiacal, al cangrejo (Cáncer) lo llamaron Kushu, probablemente cierto animal acuático, a lo mejor un cangrejo, cuyas descripciones nos señalan en efecto la nebulosa o cúmulo del pesebre, arriba citado y que puede verse a simple vista bajo un cielo oscuro y sin luna.

Los griegos tenían en sus cartas astrológicas a Cáncer desde los siglos (IV-III a.C.) o algo antes, que parecen haber sido elaboradas en base a los trabajos del astrónomo y matemático griego Eudoxo de Nido (¿390-337? a.C.), descritos en las obras de Hiparco y Aratus, y asociaron esta constelación con el mito de Hércules, a quien el rey Euristeo encomendó 12 trabajos que implicaban hazañas muy peligrosas y complicadas, como una especie de castigo, por haber matado a su esposa y a sus hijos, bajo el maligno influjo de Hera, la esposa de Zeus. El primer trabajo fue dar muerte al león de Nemea, de cuya hazaña proviene precisamente el nombre de Leo, la quinta constelación del zodiaco.

El mito que originó el nombre de esta constelación pertenece a la mitología griega y romana, que en breves palabras puede narrarse de esta manera:

Los griegos llamaban Ἡρακλῆς = Hēraklḗs, los romanos Hercules, a un personaje mitológico que era un hijo mortal de Ζεύς = Zeus (jupiter entre los romanos) y Ἀλκμήνη = Alcmene, quien tuvo como segundo trabajo dar muerte a Ὕδρα = Hydra, un monstruo acuático, que según el escritor griego Hesíodo, era hija de Thyphon (Tifón) y Echidna (Equidna). Hydra (Hidra) habitaba en el lago de Lerna; un ser con el aspecto de una serpiente con dos colas y nueve cabezas (el número varía según diversas versiones), de las que la de en medio era inmortal; además, su aliento era mortal para el que pasara cerca de ella. Cuando Hércules se dispuso a darle muerte, pidió ayuda de un sobrino llamado Yolaos = Ἰόλαος. Hércules lanzó flechas encendidas contra Hydra, cortó las cabezas y la de en medio, que era inmortal, la depositó debajo de una piedra, pero antes de terminal la lucha feral, Hera, la eterna enemiga de Hércules decidió mandar un cangrejo gigante (Karkinos), quien se le aferró a una de sus piernas, causándole gran dolor y furia, hasta que por fin también le dio muerte aplanándolo con su pie. Al ver esto, Hera de todos modos agradeció al cangrejo su tenacidad y valentía, por lo que lo mandó a que viviera para siempre entre las estrellas, formando la constelación de Cáncer (el cangrejo), y a Hydra también la llevó al cielo acomodándola inmediatamente al sur sureste del firmamento, formando lo que ahora se conoce como la constelación de la Hidra (Hydra). Mientras que a Hércules, después de terminar sus doce trabajos y otras vicisitudes, lo envió su padre Zeus (Júpiter) también al cielo, pero formando una constelación alejada de Hydra (Hidra) y de Cancer (Cáncer). Pero esa es otra historia.

Fuentes consultadas:

  • Constellation Guide online. 2017. Cancer Constellation.
  • Greek Myth Index online. 2017. Hydra.
  • Rogers J. H. Origin of the ancient Constellations: I The Mesopotamian Traditions. Journal of the British Astronomical Association, Vol. 108, no 1, p. 9-28. 02/1998.

- Gracias: Jesús Gerardo Treviño Rodríguez.


A los interesados de los signos del zodiaco los invitamos a visitar las siguientes páginas: Aries, Tauro, Géminis, Cáncer, Leo, Virgo, Libra, Escorpio, Sagitario, Capricornio, Acuario, Piscis y zodiaco.


Avísanos si tienes más datos o si encuentras algún error.


Miembros Autorizados solamente:

 

 


↑↑↑ Grupos Anteriores

↓↓↓ Grupos Siguientes

Los iconos de la parte superior izquierda de la página te llevarán a otras secciones útiles e interesantes. Puedes encontrar la etimología de una palabra usando el motor de búsqueda en la parte superior a mano derecha de la pantalla. Escribe el término que buscas en la casilla que dice “Busca aquí” y luego presiona la tecla "Entrar", "↲" o "⚲" dependiendo de tu teclado. El motor de búsqueda de Google abajo es para buscar contenido dentro de las páginas.