Etimología de COCA

COCA

La palabra coca viene del aimara kkoka y se refiere a un arbusto (Erythroxylum coca) de donde se saca la cocaína. La palabra cocaína está formada con coca y el sufijo -ina usada para indicar sustancias como bilirrubina, endorfina y vitamina.


Coca, además de a la planta, se refiere a un bollo de masa típico de la zona mediterránea de la península, a una embarcación, a diversos topónimos, etc. Este otro coca viene del griego κόκκος, (kokkos = grano, hueso del fruto, baya, cosa redonda, como en estafilococo, neumococo y estreptococo).

- Gracias: Ruben Sastre


Aparte de la planta de donde se saca la droga y baya, hay otras cocas:

  • Cabeza, de coco y este de la onomatopeya del sonido cock! que produce un coscorrón cuando uno se lo da con la boca abierta.
  • Pastel, del catalán coca (golosina para niños). Según el DRAE este (coca-5) podría venir de germánico *koka.

Vamos a intentar reorganizar los datos de arriba, porque el diccionario de las academias, DLE, distingue seis cocas con diferentes orígenes y usos:

1. La primera, la que el DLE llama coca1 la hace venir del quechua y del aimara kuka (en ambos idiomas se dice igual) y denomina la planta Erythroxylum coca Lam. Y, como parece que ninguna de las 22 academias de la lengua española ha entendido para qué diantre se usa la nomenclatura binomial en botánica y zoología o la fórmula química en mineralogía, en lugar del binomio Erythroxylum coca se obstinan en seguir definiendo la planta con un fárrago descriptivo que no sirve para nada al que no tenga nociones previas de qué especie pueda ser. Este es el rollo que se marca para no tener que usar el binomio latino: "Arbusto de la familia de las eritroxiláceas, con hojas alternas, aovadas, enteras, de estípulas axilares y flores blanquecinas. Indígena de América del Sur, se cultiva en la India y en Java y de ella se extrae la cocaína". Como segunda acepción registra la de la hoja de la misma planta. Y le da el sinónimo de "coca del Perú".

2. La segunda, que llama coca2, la hace venir del lat. coccus, y este del gr. κόκκος kókkos "baya" y vuelve a enredar con descripciones en lugar de dar la identificación exacta de Anamirta cocculus (L.) Wight & Arn., una liana menispermácea de Asia tropical cuyo fruto, también llamado "coca de Levante", se ha usado como medicamento aunque hoy el uso médico se ha abandonado por ser muy tóxico y solo le hacen caso los partidarios de la homeopatía. El étimo latino coccus se evidencia como diminutivo, cocculus, en el nombre específico que utilizó Linneo para construir el primitivo binomio botánico con que identificó esta planta, que fue Menispermum cocculus L. Más adelante otro botánico dieciochesco, De Candolle creó con este mismo término un nuevo género dentro de las menispermáceas, Cocculus, donde incluyó a la coca de Levante con el nombre de Cocculus lacunosus DC o Cocculus suberosus DC, ambos luego unificados bajo en binomio Cocculus indicus Royle. A principios del s. XIX, en 1821, otro taxónomo, Colebrooke, creó el género Anamirta dentro de la misma familia y colocó allí la coca de Levante con el nombre de Anamirta paniculata Colebr. pero desde 1834 se prefirió recuperar para el binomio el nombre específico cocculus que había usado Linneo y hoy está aceptado como Anamirta cocculus (L.) Wight & Arn., relegando los otros a la categoría de sinónimos. Esta planta se usaba desde antiguo en la India, Insulindia y Sudeste Asiático para envarbascar las aguas para pescar y se introdujo como narcótico en la farmacopea árabe medieval con el nombre de ماهيزهرة māhīzahra, derivado del persa māhi ("pez") y zahre ("veneno"), por lo que significaba "veneno de peces". Luego se introdujo en las farmacopeas europeas y, en el s. XVI, el francés Ruellio (Jean de la Ruelle), en su De Natura Stirpium, París 1536, página 630, línea 8, la llamaba Orientis coccus ("grano de Oriente"), y Matthioli (1501-1577) las llamaba en italiano coccole di Levante de donde salió que en francés se le llamase coque de Levant y en español coca de Levante. El doctor Laguna, en su traducción del Dioscórides (1555: 4.166), la llama coco de Levante y, aunque no era conocida en la época del Imperio Romano, da cuenta de la confusión de algunos intérpretes con otras plantas con las que también se envarbascaba. Y de este uso de la coca de Levante para la pesca por envenenamiento de las aguas viene que se llame coca también a otras plantas que se han usado para los mismos menesteres y cuyos fitónimos vernáculos no registra el DLE pero figuran en las listas de www.anthos.es del CSIC. Entre las plantas llamadas "coca" están los verbascos o gordolobos, que son precisamente los que dieron nombre al verbo envarbascar, escrofulariáceas del género Verbascum L., como Verbascum pulverulentum Vill. y Verbascum thapsus L., llamado también en Aragón, "matapeces".

3. La que pone en tercer lugar y llama coca3 la trae de coco2, el ser imaginario que mete miedo a los niños, porque es así como llaman en Galicia a la Tarasca del Corpus.

4. En cuarto lugar numera como coca4, derivándola del latín concha "concha", una especie de cajón de sastre donde caben seis acepciones, en 1ª las crenchas del pelo; en 2ª el golpe en un trompo con el hierro de otro ("cachada"); en 3ª la nave de alto bordo, vela cuadrada, un solo mástil, casco a tingladillo y timón de codaste que se introdujo desde el Mar del Norte en el Mediterráneo en tiempos de los normandos, palabra que viene devuelta del neerlandés kok, que a su vez venía del latín concha "concha"; en 4ª una denominación coloquial de "cabeza", que más parece derivar de coco1 en su acepción igualmente coloquial de "cabeza"; en 5ª el coscorrón, que puede también tener relación con la anterior; y en 6ª la deformación que toman un cable eléctrico o de acero, un cabo marinero, una manguera, al haber estado enrollados y sufrir tracción.

5. La quinta coca5, se usa en Aragón para "torta" (masa de harina) y viene del catalán coca, de vuelta a las lenguas latinas desde una forma germánica supuesta *koka "torta", similar a las germánicas de la zona del Rin -quizá más desde el holandés-flamenco koek (se pronuncia kuk), que del alemánico küche o el fráncico lorenés-luxemburgués kuche-, y estaría derivada en última instancia, como ha explicado Helena s.v. quiche, del latín coquīna "cocina". Ese al menos es el sentir de Meyer-Lübke REW, 4734, seguido de Alcover, aunque el diccionari.cat niega esta etimología.

6. La sexta coca6habría que añadirla a la primera porque se llama así por acortamiento coloquial de la palabra cocaína, que es un alcaloide derivado de la hoja de coca1, por lo que se le inventó el nombre tomando como base la palabra coca y añadiéndole el sufijo -ina, habitual en química para denominar alcaloides (v.g. morfina, nicotina, atropina, hiosciamina, escopolamina, etc.). Otro acortamiento coloquial similar se hace en muchos países donde se consume la bebida gaseosa Coca-Cola, marca registrada que en sus orígenes contuvo hoja de coca, de donde le vino el nombre comercial, a la que se le llama también coca, cortándole la "cola".

- Gracias: Joaqu1n


Avísanos si tienes más datos o si encuentras algún error.


Miembros Autorizados solamente:

 

 


↑↑↑ Grupos Anteriores

↓↓↓ Grupos Siguientes

Los iconos de la parte superior izquierda de la página te llevarán a otras secciones útiles e interesantes. Puedes encontrar la etimología de una palabra usando el motor de búsqueda en la parte superior a mano derecha de la pantalla. Escribe el término que buscas en la casilla que dice “Busca aquí” y luego presiona la tecla "Entrar", "↲" o "⚲" dependiendo de tu teclado. El motor de búsqueda de Google abajo es para buscar contenido dentro de las páginas.