Etimología de CÁNDIDO

CÁNDIDO

El adjetivo cándido viene del latín candĭdus (blanco brillante, blanco resplandeciente, radiante, luminoso, y referido a cualidades morales, franco, leal, limpio moralmente, sincero y sin mancha). Una forma femenina sustantivada de este adjetivo es candĭda: la candĭda era la vestimenta blanca con la que en la antigua Roma debía presentarse a la asamblea el aspirante a un cargo político, una vez pasados los controles morales a que se sometía (un candidato en teoría no podía tener precedentes de vida licenciosa, ni haber dilapidado una herencia o cosas similares) y entonces se convertía en candidatus (en origen, vestido con la candĭda que simbolizaba su limpieza moral), o aspirante oficial que ya podía someterse a la votación del pueblo.

El adjetivo candĭdus, del que también proceden otras palabras como candidez o candidiasis y el nombre propio Cándido, se forma con un sufijo -ĭdus generador de adjetivos a partir de verbos que expresan cualidades percibidas por los sentidos y vemos en otras formas como lúcido, fúlgido o pálido. En este caso se deriva del verbo candēre (estar incandescente, ser blanco y brillante), de donde palabras como candente, candil, candela, candor, encandilar, incendio, encender, incienso, etc. Este verbo se vincula a una raíz indoeuropea *kand- (brillar).

- Gracias: Helena


Avísanos si tienes más datos o si encuentras algún error.


Miembros Autorizados solamente:

 

 


↑↑↑ Grupos Anteriores

↓↓↓ Grupos Siguientes

Los iconos de la parte superior izquierda de la página te llevarán a otras secciones útiles e interesantes. Puedes encontrar la etimología de una palabra usando el motor de búsqueda en la parte superior a mano derecha de la pantalla. Escribe el término que buscas en la casilla que dice “Busca aquí” y luego presiona la tecla "Entrar", "↲" o "⚲" dependiendo de tu teclado. El motor de búsqueda de Google abajo es para buscar contenido dentro de las páginas.