**

Etimología de AZAFRÁN

-
-

AZAFRÁN

La palabra "azafrán" viene del árabe hispano al-zafarán y este del árabe زعفران (Z'.fran). Los árabes era expertos en flores. Las palabras amapola, añil, azucena, azahar y lila, también nos vienen del árabe. El castellano recogió estas palabras durante los 700 años en que hubo territorios musulmanes en la península Ibérica.


El nombre científico del azafrán es Crocus sativus, porque era crocus o crocum el nombre en latín que le daban los romanos, procedente del griego κρόκος, vocablo que a su vez es un préstamo y que aparece en lenguas semíticas como el acadio kurkiinü o el hebreo kark6m, y en sánscrito es kunkuma, vocablos que a la larga han servido para denominar a la cúrcuma (otro condimento colorante y aromatizante de cierto parecido con el azafrán), pero parece que estos vocablos son también un préstamo dentro de las lenguas semíticas o del sánscrito. El azafrán que quizá proceda en último término de la India, fue conocido y empleado desde muy antiguo por muchas culturas, como por ejemplo la egipcia o la minoica. Los griegos lo emplean y conocen desde tiempos antiguos (aparece en Homero por ejemplo) y a partir del nombre del azafrán crean derivados para referirse al color e incluso acaban designando con su nombre a la yema de huevo, piedras preciosas, etc.

Los romanos empleaban muchísimo el azafrán, primero como condimento culinario: aromatizaban con él guisos y carnes, elaboraban una salsa de azafrán llamada croceus tinctus, también aceite de azafrán y pasteles de azafrán llamados crocotina. Asimismo aromatizaban frecuentemente el vino con azafrán. Además obtenían un perfume de azafrán que empleaban como perfume personal y como ambientador de salas de banquete y otros eventos, pues el aroma de las flores de azafrán les parecía de lo más agradable en cuestión de perfumes . Además se empleaba para teñir tejidos y llaman crocota a la ropa teñida de azafrán, crocotula a la túnica corta teñida con azafrán y nubes crocea o flammeum al característico velo de las novias teñido de azafrán. Sabemos que el azafrán se cultivaba habitualmente en las islas mediterráneas como Sicilia y Creta, y su cultivo debía estar extendido a diversos lugares a raíz de su frecuentísimo uso, y de datos como el que Varrón aconseja a los agricultores romanos en general plantar el azafrán en el séptimo intervalo entre el ocaso de las Pléyades y el solsticio de invierno (De Agricultura, I, 35), pero sin duda ellos alababan especialmente como el mejor azafrán comercializado, el de Cilicia en Asia Menor. Existía incluso un mito, trasmitido por Ovidio, de que la flor del azafrán era producto de la metamorfosis en flor de un bello joven llamado Croco, amante de la ninfa Esmilax, por obra de Hermes que lo mató accidentalmente.

Es curioso que salvo en griego donde su nombre sigue siendo κρόκος, en todas las lenguas europeas occidentales el nombre vulgar del azafrán es el que popularizaron los árabes, seguramente porque lo extendieron mucho o porque el azafrán producido por ellos se comercializaba como mejor o era el único de comercio a gran escala, ya que sabemos que en toda la alta Edad Media el azafrán se conoce en las áreas cristianas, y se cultiva además especialmente en muchos huertos de los monasterios cristianos. El latín medieval, junto a crocus, también testimonia el nombre safranum, saffranum o zafranum introducido en el latín, incluso con la forma sufijada por procedimiento latino zafframen (ver Du Cange).

- Gracias: Helena



Avísanos si tienes más datos o si encuentras algún error.

Miembros Autorizados solamente:

 

 

A

B
C
D
E
F
G
H
I
J
K
L
M
N
Ñ
O
P
Q
R
S
T
U
V
W
X
Y
Z

Estas son las últimas diez palabras (de 9687) añadidas al diccionario:
esmero   set   talante   verija   ara   hato   fondear   hórreo   aditamento   delicatessen  

Estas diez entradas han sido modificadas recientemente:
anfiteatro   apócope   orangután   taxonomía   maestro   virtud   sigilo   incongruente   opulencia   amateur  
Último cambio: Lunes, Septiembre 1 01:10 MST 2014