Etimología de TEMPERATURA

TEMPERATURA

La palabra temperatura es un cultismo creado en el siglo XVI con base en el latín temperare (tener moderación, mezclar, templar) y el sufijo -ura (actividad / resultado), para referirse a una combinación (mezcla de aire, nubes, etc.) en el cielo: "temperatura caeli". De ahí las sensaciones que sentimos cuando el sol brilla (calor) y cuando el cielo está nublado y nieva (frío).

Según Gildersleeve1, el verbo temperare está relacionado con tempus (tiempo) y templum (templo) y originalmente significaba tener moderación, como en las frases latinas:
Temperare linguae, manibus, aetati - Refrena la lengua, las manos, y la pasión juvenil.
Temperare vim, sumptus, libertatem, annonam - Modera la violencia, los gastos, la libertad, y el precio del maíz.

Según el mismo profesor, la transición sería:

  • Tempus - originalmente significaba lugar, espacio.
    • Tempus dio templum, en referencia a lugar sagrado (templo).

      Según Gildersleeve, templum viene de tempulo (Plauto: ex tempulo) y este es un diminutivo *tempus-lum de tempus. Pero otros autores, incluyendo Monlau2 y Valpy3, dicen que templum viene del griego τέμνω (témnō = yo corto), y este daría *temulum o *tempulum2 con la idea de "cortado, marcado" y de ahí a un lugar marcado para augurios.
  • Tempus pasó a significar un lugar de los astros en el cielo y de ahí a una medida de tiempo (similar a las estaciones). De ahí también:
    • tempora significa ambos tiempo y sienes (de la cabeza, ver témporas).
    • temporada como sinónimo de estación2.
  • Tempora no solo se refería a tiempo y sienes, sino que además a un "límite de espacio".
  • Temporare seria la acción de poner límites y de ahí a controlar, moderar.

Fuentes:

  1. The America Journal of Philology - Basil L Gildersleeve - 1880.
  2. Diccionario etimológico de la lengua castellana - Pedro Felipe Monlau, Madrid - 1856.
  3. An Etymological Dictionary of the Latin Language - Francis Edward Jackson Valpy - 1828.

La palabra temperatura no es un cultismo creado en el s. XVI, eso es una obvia falsedad. En todo caso es más adaptado a la expresión de situación térmica. La expresión temperatura caeli nada menos que es Varrón en la primera mitad el s. I a.C. y se refiere a la constitución regular y equilibrada del firmamento, pues el primer sentido del vocablo es el de equilibrio moderado. Plinio en el s. I d. C. ya emplea la expresión temperatura corporis (la temperatura del cuerpo) para referirse tanto al equilibrio corporal físico en general, como al equilibrio térmico, y es de él que se tomó en el Renacimiento el vocablo temperatura con el valor de medida térmica. Séneca también emplea profusamente el vocablo.

En cuanto a las afirmaciones de este Gildersleeve sobre la relación de temperare con templum son una completa barbaridad y un invento propio de un escritor decimonónico bastante imaginativo. No tiene absolutamente nada que ver y tempus, temporis en latín jamás se refirió a un "límite de espacio": eso es un invento absoluto. Templum es vocablo augural que significó en origen espacio cortado y se relaciona con la raíz indoeuropea *tem- (cortar), sin ninguna relación con temperare. Incluso la relación de tempus con temperare no está clara del todo.

- Gracias: Helena


Avísanos si tienes más datos o si encuentras algún error.


Miembros Autorizados solamente:

 

 


↑↑↑ Grupos Anteriores

↓↓↓ Grupos Siguientes

Los iconos de la parte superior izquierda de la página te llevarán a otras secciones útiles e interesantes. Puedes encontrar la etimología de una palabra usando el motor de búsqueda en la parte superior a mano derecha de la pantalla. Escribe el término que buscas en la casilla que dice “Busca aquí” y luego presiona la tecla "Entrar", "↲" o "⚲" dependiendo de tu teclado. El motor de búsqueda de Google abajo es para buscar contenido dentro de las páginas.