Etimología de ALMIZCATE

ALMIZCATE

La palabra almizcate es una palabra muy antigua de origen árabe que se usa en Andalucía Occidental pero que no ha merecido el honor de figurar en el DLE, probablemente porque los literatos andaluces al comprobar que en el resto del país era desconocida, no se hayan atrevido a usarla para que no se les viera el pelo de la dehesa.

Un almizcate es un espacio generalmente estrecho que queda entre dos casas que están adosadas y que recorre todo el largo del lateral entre ambas casas desde la calle de la fachada hasta la calle posterior. Muy a menudo el almizcate está abierto como un callejón, permitiendo el paso entre las dos calles, pero algunas veces los almizcates se cierran con un tabique que solo deja pasar las aguas por una abertura inferior. Porque el sentido de los almizcates era antiguamente ese, precisamente, dejar colar las aguas de lluvia entre las casas. En las poblaciones serranas de Andalucía, o las encaramadas en elevaciones, las calles solían orientarse siguiendo las curvas de nivel para buscar lo llano y evitar las cuestas siempre que fuera posible. Esta disposición de las casas, si no hubiera almizcates rebalsaría el agua de las lluvias y perjudicaría la edificación. Pero los almizcates dejaban pasar el agua llovediza entre las casas. Además servían para dar ventilación y respiradero a las habitaciones interiores, e incluso luz en muchos casos.

El tamaño variaba y, cuando permitía el paso con holgura de personas y bestias solía estar adornado con tiestos y plantas de modo que se asemejaba a un patio alargado y estrecho. Muchas veces el almizcate solo era practicable para los vecinos entre cuyas casas se abría paso, otras veces se convertía en una calle más del pueblo, solo que algo estrecha y con mayor intimidad.

En algunos textos identifican los almizcates con una especie de patio o patinillo interior, como hacía, por ejemplo, Eduardo Mariátegui en su Glosario de algunos antiguos vocablos de arquitectura y de sus artes auxiliares. Madrid: Imprenta del Memorial de Ingenieros, 1876, pág. 14:

ALMIZCATE. Voz muy usada aún en la provincia de Cádiz para designar el patinillo interior de varias casas comun á todas ellas y de donde reciben luces y ventilacion las espaldas de dichos edificios. Figura esta palabra en varios títulos de propiedades urbanas en Sanlúcar de Barrameda, Jerez, Puerto de Santa María, etc.

Otra definición que considera un patio al almizcate es esta. Esta otra lo define como "patio o calle de paso". Más a menudo se refiere como una callejuela entre bodegas, o un patio común de servicio entre varias fincas. Aquí hay fotos de un almizcate de Sanlúcar.

El historiador Antonio Muñoz Rodríguez[1], de Vejer de la Frontera, lo define así:

Almizcate. Una calle estrecha. En Vejer se emplea también "mizcate" y "amizcate"

Los almizcates a veces son tan estrechos que un adulto para pasar por ellos tiene que andar de lado para que los hombros le quepan. Véase lo exiguo de este almizcate de Jerez de la Frontera que en un anuncio del diario ABC de Sevilla del 15/01/1980, pág. 73, se decía que no llegaba ni a medio metro:

Almizcate anuncio del diario ABC de Sevilla del 15/01/1980, pág. 73,

En Sanlúcar de Barrameda y en Vejer de la Frontera hay sendas calles que se llaman Almizcate y denotan haber sido antes almizcates entre fincas urbanas. En el caso de la de Sanlúcar sigue siendo un estrecho callejón, pero en el de Vejer la calle se ha ensanchado y de almizcate ya solo tiene el nombre

La etimología árabe la ha establecido sin la menor duda Federico Corriente:

En árabe hay un verbo سقط saqaṭa que significa "caer" y de ahí sale un nombre de lugar مسقط masqa, a menudo pronunciado musqa o misqa que significa "lugar por donde algo cae". El almizcate es justamente la abertura entre las casas por donde cae el agua de lluvia y fluye hacia abajo. El término tendría pues el sentido de "desaguadero" o "vaciadero".

Esta misma palabra forma el topónimo de la capital del sultanato de Omán, que unos vocalizan Mascate y otros Muscat pero ahí el sentido de "lugar donde algo cae" del topónimo probablemente se refiera al lugar donde se echa el ancla, un fondeadero.

Fuente:

[1] Antonio Muñoz Rodríguez & Pilar Ballester de la Torre & Esteban Doncel Lendínez: Patrimonio Cultural de Vejer de la Frontera. Patrimonio Cultural del Litoral de La Janda. Volumen III. Vejer de la Frontera (Cádiz): G.D.R. Litoral de la Janda, 2007, pág. 179.

- Gracias: Joaqu1n


Avísanos si tienes más datos o si encuentras algún error.


Miembros Autorizados solamente:

 

 


↑↑↑ Grupos Anteriores

↓↓↓ Grupos Siguientes

Los iconos de la parte superior izquierda de la página te llevarán a otras secciones útiles e interesantes. Puedes encontrar la etimología de una palabra usando el motor de búsqueda en la parte superior a mano derecha de la pantalla. Escribe el término que buscas en la casilla que dice “Busca aquí” y luego presiona la tecla "Entrar", "↲" o "⚲" dependiendo de tu teclado. El motor de búsqueda de Google abajo es para buscar contenido dentro de las páginas.