Etimología de ÁNTRAX

ÁNTRAX

La palabra ántrax viene del latín anthrax, 'úlcera maligna o virulenta', procedente a su vez del griego ἄνθραξ = anthrax, 'ardiente o que quema, carbón', también 'úlcera o carbunclo'. Literalmente "pústula o úlcera cutánea negra", por las lesiones pustulosas típicas que causa del ántrax externo o de piel, que es la forma más común y benigna en el hombre.

En Cuba se llama cangrina; en Portugal, febre carbunculosa, baceira, carbunculo bacteridtco o carbunculo hemático; en España, carbunco bacteridiano, esencial o nada más carbunco; en Argentina y Uruguay, grano malo; en México, fiebre carbonosa; en latín, febris carbunculosa; en Italia carbonchio ematico o febbre carbonchiosa; en inglés, anthrax o splenic fever (fiebre esplénica, por las lesiones que produce en el bazo), etc.

Anthrax en griego también significa 'carbón de leña', en escritos de Aristófanes (444-385 a.C.); 'brasa' según Teofrasto (371-287 a.C.) y en Hipócrates es donde adquiere el significado médico, es decir, 'pústula maligna'. Mientras que al latín pasa igual, como anthrax, que para el escritor romano Viturvio designa al cinabrio natural, cuyo color es como una brasa; pero también llegó a significar 'úlcera virulenta'.

Para esta enfermedad existía un nombre puramente latino: carbuncŭlus (carbunclo, literalmente "pequeño carbón vegetal", un diminutivo de carbo, genitivo carbonis = 'carbón'; también 'una pena que devora o que quema', según Plauto; un 'tumor o lesión, un carbunclo', según el escritor romano Celso; o 'enfermedad de plantas por escarcha', en la obra de Plinio el Viejo.

El término antracnosis, que designa a varias enfermedades de las plantas causadas por diversas especies de hongos, comparte la misma etimología que ántrax, debido a que produce manchas negruzcas en las hojas.

El ántrax es una enfermedad infecciosa, que afecta especialmente a la piel, los pulmones, el intestino y el bazo, ocasionada por la bacteria productora de esporas Bacillus anthracis, que la padecen principalmente bovinos, ovejas, cabras, caballos, mulas, etc.; los suinos (cerdos) y carnívoros son algo más resistentes. Esta enfermedad pasa al hombre por ingestión, inhalación o rozamiento de la piel con animales, productos derivados o el suelo contaminado; por lo tanto, se trata de una zoonosis.

El ánthrax o carbunclo se conoce desde épocas antiguas. Los médicos griegos Hipócrates (460-370 a.C.) y Galeno (130-200 d.C.), así como el poeta romano Virgilio (70-19 a.C.), ya describen las lesiones típicas de esta dolencia. En 1613, unas 60 000 personas murieron de ántrax en el sur de Europa. Entre 1864 y 1866 causó la muerte de unas 50 000 cabezas de ganado y unas 500 personas en la Provincia de Novogord, Rusia. En 1855, el médico y microbiólogo alemán Aloys Pollender (1800-1879), publicó una nota sobre la sangre de animales enfermos examinada a través del microscopio y detectó la presencia de corpúsculos en forma de bastón (bacilos) que llamó stabförming Körperchen (corpúsculos en forma de bastón), que describió con detalle y hasta calculó su tamaño. En 1864, el médico francés Casimir-Joseph Davaine (1812-1882) comprobó que las bacterias encontradas en las pústulas eran las mismas que las detectadas en la sangre. En 1876, el microbiólogo alemán Robert Koch demostró de manera definitiva que el B. anthracis era el agente causal de esta temible enfermedad.

El vocablo ántrax, en español, aparece en la literatura médica desde el siglo XIV, hacia 1350; mientras que carbunclo o carbunco, en el sentido de pequeño carbón o ascua, está registrado en el s. XIII, y para designar a las pústulas cutáneas a finales del s. XIV, más o menos de manera simultánea con el uso médico del primero. Pero en la terminología médica moderna, el nombre de Bacillus anthracis se remonta a 1872.

Debido a la peligrosidad de esta bacteria (alta morbilidad y mortalidad), se ha utilizado recientemente como una arma biológica para fines terroristas y bélicos, como ha sucedido en Japón y en los Estados Unidos.

- Gracias: Jesús Gerardo Treviño Rodríguez.


Avísanos si tienes más datos o si encuentras algún error.


Miembros Autorizados solamente:

 

 


↑↑↑ Grupos Anteriores

↓↓↓ Grupos Siguientes

Los iconos de la parte superior izquierda de la página te llevarán a otras secciones útiles e interesantes. Puedes encontrar la etimología de una palabra usando el motor de búsqueda en la parte superior a mano derecha de la pantalla. Escribe el término que buscas en la casilla que dice “Busca aquí” y luego presiona la tecla "Entrar", "↲" o "⚲" dependiendo de tu teclado. El motor de búsqueda de Google abajo es para buscar contenido dentro de las páginas.