Etimología de TÉTANOS

TÉTANOS

El tétanos, en su acepción general, es "una rigidez y tensión convulsiva de los músculos voluntarios" (DRAE). Sin embargo, en infectología el tétanos es una enfermedad aguda, con frecuencia mortal causada por una exotoxina (tetanospasmina) producida por una bacteria anaerobia llamada Clostridium tetani, que penetra por heridas, o por el cordón umbilical en los recién nacidos; ocasiona rigidez generalizada y espasmos convulsivos de los músculos esqueléticos, iniciándose en la mandíbula y cuello, así como una 'sonrisa' fija o rígida, llamada risus sardonicus, o risa sardónica; para después extenderse al resto del cuerpo, Se trata de una enfermedad que afecta al hombre y casi todos los mamíferos, aunque los perros son relativamente resistentes, y los gatos aún más, mientras que los caballos son especialmente susceptibles. Existen registros muy antiguos sobre la descripción de esta dolencia, desde el médico griego Hipócrates, entre los siglos V y IV a.C. En México se le conoce también como "mal de arco", debido a que las personas que la padecen, adoptan casi siempre una posición de rigidez con el cuerpo 'arqueado', con la concavidad hacia el dorso (opistótonos).

El término tétanos o tétano procede del latín antiguo tĕtănus (rigidez o espasmo del cuello), documentado ya desde los escritores romanos Plinio el Viejo (25-79 d.C.) y Aulo Cornelio Celso (25 a.C.-50 d.C.), procedente a su vez del adjetivo griego τέτανος, (tetanos, 'rígido, estirado') de teinein, 'alargarse, estirarse', que también dio origen, además de tétanos, a epistasis, bronquiectasia, hipotenusa, tenesmo, telangiectasia y otros vocablos más.

La hipotética raíz indoeuropea *ten- (alargarse, extenderse) se vincula a tētănus, en latín, y a tetanos, en griego, así como a una gran diversidad de voces, entre las que solo mencionaremos algunos ejemplos:

En latín, tendere (estirar, extender, de donde provienen: tendón, tender, tenso, contender, extender, distender, ostentible, etc.); tenere (mentener, que nos dio: contener, mantener, continuar, retener, tenacidad y tenor); tenuis (delgado, fino, tenue, que nos dio tenue, atenuar, extenuar). En griego, tainíā (banda, cinta, que dio en latín taenia, tenia o lombriz solitaria). En sánscrito, tanōti, que originó la palabra tantra; dün, 'delgado', en germano, de donde thin (delgado), en inglés actual.

Ferrar et al. (2000), afirman que el tétanos fue descrito ya en Egipto hace más de 3000 años, y la idea sobre él prevaleció durante toda la antigüedad.

Según Pearse (2007), el primer escrito en griego donde se describe con claridad un caso de tétanos, se remonta al siglo V a.C., en una nota del médico Hipócrates (460-370 a.C.), en cuya traducción se puede leer; "El capitán de un barco se machacó el dedo índice de su mano derecha con un ancla. Siete días después, una descarga fétida apareció en la lesión; después comenzó a tener dificultades con la lengua, que le impedía hablar bien. La presencia de tétanos fue diagnosticada, las mandíbulas y los dientes estaban fuertemente unidos (trismus, trismo); después, los síntomas aparecieron en el cuello, en el tercer día, los opistótonos (espasmos tetánicos en los cuales la cabeza y los talones son torcidos, proyectados o doblados hacia atrás y el cuerpo es arqueado hacia adelante, el clásico 'mal de arco' o tétanos) aparecieron, acompañados de sudoración. Seis días después, murió". En los aforismos (aphorismos) del mismo autor, hacia el año 380 a.C., sección V 2, se afirma: "El espasmo tras una herida es fatal", y en la sección V 6, escribe: "Tales personas que son atacadas por tétanos, mueren dentro de cuatro días, pero si pasan ese tiempo, se recuperan"... y en efecto, bajo condiciones normales, sin tratamiento, aproximadamente el 50% de las personas con esta enfermedad se recuperan gradualmente. Hacia el siglo I d.C., también el médico griego Areteo de Capadocia describe en sus escritos al tétanos.

Fuentes:

Ferrar J J et al. Neurological Aspects of Tropical Disease. Tetanus. 2000. J. Neurol Neurosurg Psychiatry. 69:292-301.

Pearse J.M. 2007. Notes on Tetanus (lockjaw). Journal of Neurology, Neurosurgery & Psychiatry.

Taber's Cyclopedic Medical Dictionary. 2001. 19 Edition. USA.

The Merck Manual of Medical Information. Home Edition. 1997. USA.

The Merck Veterinary Manual. 1997. Eighth Edition. USA.

Webster's Third New International Dictionary. 1986. USA.



- Gracias: Jesús Gerardo Treviño Rdgz.


Avísanos si tienes más datos o si encuentras algún error.


Miembros Autorizados solamente:

 

 


↑↑↑ Grupos Anteriores

↓↓↓ Grupos Siguientes

Los iconos de la parte superior izquierda de la página te llevarán a otras secciones útiles e interesantes. Puedes encontrar la etimología de una palabra usando el motor de búsqueda en la parte superior a mano derecha de la pantalla. Escribe el término que buscas en la casilla que dice “Busca aquí” y luego presiona la tecla "Entrar", "↲" o "⚲" dependiendo de tu teclado. El motor de búsqueda de Google abajo es para buscar contenido dentro de las páginas.