Etimología de MEMBRESÍA

MEMBRESÍA

La palabra membresía se refiere al hecho de 'ser miembro de una colectividad o entidad considerada como tal', como cualquier organización, una corporación, institución, club, compañía, grupo selecto de clientes, y que por lo tanto, goza de derechos pero también tiene obligaciones.

Este vocablo lo tomó el castellano del inglés membership, término documentado desde 1643 y que en esencia significa 'la condición o estado de ser un miembro o parte de una colectividad o grupo de personas'; o bien 'el número total de miembros o participantes en un grupo'.

Membership procede a su vez del inglés antiguo membre, atestiguado desde el s. XIV, tomado del francés (membre), a su vez del antiguo sustantivo latino membrum, que en origen significa: 'un miembro del cuerpo, como un brazo, una pierna'; 'parte de un todo', 'porción, pedazo'; así como una 'pieza, apartamento o dormitorio', considerado como una parte de la casa, más -ship (no confundir con ship, 'barco, embarcación'), un viejo sufijo inglés formador de sustantivos, del inglés medieval -schipe, -shepe, del anglosajón -scipe, -scype (schaftenger en germano). Con este sufijo (-ship) se pueden formar nombres que indican: 'cualidad, estado o condición' como friendship (amistad), membership (filiación, membresía, pertenencia); 'oficio, ocupación' por ejemplo professorship (profesorado); 'estatus, posición', como en lordship (señor de la nobleza), etc.

Membre en francés se documenta desde el año 1100 como 'parte del cuerpo que le sirve a una persona para la locomoción'; en 1170 y 1225, 'los genitales del cuerpo masculino', por eso decimos 'miembro viril', que es el pene, del latín vir, viri (varón, hombre, en el sentido sexual, de donde la palabra virilidad), y en 1432, 'persona que forma parte de una corporación', es decir, ya con nuestro actual significado inglés membership y español 'membresía' 'miembro o integrante de cierto grupo o colectividad'.

En español a membresía, además de membre, se le agrega el sufijo castellano de cualidad -ia, que forma nombres abstractos femeninos, como en este caso, 'membresía' o la cualidad de ser un miembro o integrante de un grupo, organización, etc. El sufijo -ia, del latín -ia también lo llevan palabras que indican cualidad, por ejemplo, injusticia, justicia, injuria, penuria, lujuria, soberbia, alegría, abogacía, y muchos más.

Este término ha adquirido gran difusión en nuestra lengua por muchos motivos. Es típico por ejemplo tener membresía como cliente de una tienda departamental o de autoservicio, en un club deportivo, en un resort o centro vacacional, en un centro médico. Para ello, otorgan al cliente (miembro) un carné o carnet que lo acredite como tal.

- Gracias: Jesús Gerardo Treviño Rodríguez.


Avísanos si tienes más datos o si encuentras algún error.


Miembros Autorizados solamente:

 

 


↑↑↑ Grupos Anteriores

↓↓↓ Grupos Siguientes

Los iconos de la parte superior e inferior de la página te llevarán a otras secciones útiles e interesantes. Puedes encontrar la etimología de una palabra usando el motor de búsqueda en la parte superior a mano derecha de la pantalla. Escribe el término que buscas en la casilla que dice “Busca aquí” y luego presiona la tecla "Entrar", "↲" o "⚲" dependiendo de tu teclado. El motor de búsqueda de Google abajo es para buscar contenido dentro de las páginas.