Etimología de AGRIPINA

AGRIPINA

El nombre propio Agripina viene del latín Agrippina. Es esta la adaptación femenina con un sufijo -ina del cognomen de varón Agrippa. Recuérdese que los romanos varones tenían un triple nombre (praenomen+ nomen+ cognomen), en que el nomen es un nombre de gens o linaje amplio y el cognomen un apellido de familia, y que nomen y cognomen se heredaban del padre. Así tenemos nombres como Gaius Iulius Caesar, Lucius Cornelius Scipio o Marcus Vipsanius Agrippa. Pero las mujeres, en las épocas más arcaicas, sólo tenían un nombre, el nombre de la gens en femenino. Así en principio, las hijas de los tres personajes citados, aunque hubieran sido varias, se hubieran llamado sólo Iulia, Cornelia y Vipsania. Lo que sucede es que en época tardorrepublicana y altoimperial las mujeres adquieren un segundo nombre, y ese segundo elemento de su nombre suele ser un adjetivo derivado en -ina o -illa del cognomen o apellido de familia del padre. Es así como la hija de Marco Vipsanio Agrippa, importante general muy amigo del primer emperador Octavio Augusto, y que acabó casándose con la hija de éste Iulia, se llamó Vipsania Agrippina, conocida en la historia como Agripina la Mayor, noble muy influyente y admirada por su inteligencia y decencia, casada con Germánico y madre de nueve hijos, madre que fue del emperador Calígula, que al final de sus días, desterrada a una isla por el emperador Tiberio, como protesta ante su destierro, emprendió una huelga de hambre y murió de inanición.

Otra Agripina famosa fue Iulia Agrippina, conocida como Agripina la Menor, mujer de extraordinaria belleza que atestiguan los abundantes bustos y retratos que de ella conservamos. Era hija de la Agripina anterior y hermana de Calígula, pero a diferencia de su madre, la fama de esta es horrorosa. De un primer matrimonio tuvo un hijo que sería el futuro emperador Nerón. Incluso antes de enviudar, se dice que tuvo relaciones incestuosas con su hermano Calígula y luego diversos amantes: contrajo un segundo matrimonio y tras enviudar de nuevo, como su tío Claudio, a la sazón emperador y sucesor de Calígula, había hecho ejecutar a su esposa Mesalina por serle infiel y estaba encaprichado con su sobrina Agripina, esta se casó con Claudio, pese a que la ley romana prohibía el matrimonio con ese grado de consanguinidad. Una vez emperatriz, conspiró para que su hijo Nerón desplazara en la sucesión al propio hijo de Claudio, y una vez lo logró, aunque no hay prueba alguna de ello y es una habladuría, se dice que hizo envenenar a su marido Claudio con un plato de setas venenosas. Lo cierto es que recogió el fruto de sus posibles maldades, porque cuando Nerón repudió a su esposa Octavia (hija de Claudio), para casarse con Popea, esta convenció a Nerón para que matara a su madre, de una manera extraordinariamente rocambolesca (parece que la metió en una nave que hizo hundir, y como a pesar de todo, llegó a nado a la orilla, allí mismo fue ejecutada).

Como hemos dicho Agrippina (de Agripa, hija de Agripa) deriva de Agrippa, forma empleada como cognomen y en tiempos más antiguos como praenomen. Estas formas procedían de primitivos apodos derivados de rasgos individuales físicos, oficios, etc. En el caso de Agrippa y si hemos de seguir a Plinio, este vocablo procede de agrippa que viene a significar "malparido", y se aplicaba a aquellos que habían nacido por los pies, al revés de lo normal, lo que dificultaba mucho el parto: in pedes procidere nascentem contra naturam est, quo argumento eos appellavere agrippas, ut aegri partus ("que el que nace salga por los pies es algo contra natura, causa por la cual a estos los llamaron "agrippas", como nacidos de un penoso parto"). Sería pues contracción y apócope de aegripartus (de parto penoso), compuesto del adjetivo aeger, aegra, aegrum (penoso, sufriente, enfermo) y partus-us (parto).

El adjetivo aeger tiene paralelos en el tocario a, ekro (enfermo) y tocario b, aikre o aikare (enfermo) y De Vaan le da una raíz indoeuropea iniciada en laringal *h2eig- con un sufijo *-ro.

El vocablo partus-us es el nombre de efecto o resultado del verbo parĕre (dar a luz, parir, engendrar), de donde arir, pariente, parentela, primípara, etc., que se vincula a una raíz indoeuropea *perƏ-1 (producir, procurar).

- Gracias: Helena


Avísanos si tienes más datos o si encuentras algún error.


Miembros Autorizados solamente:

 

 


↑↑↑ Grupos Anteriores

↓↓↓ Grupos Siguientes

Los iconos de la parte superior izquierda de la página te llevarán a otras secciones útiles e interesantes. Puedes encontrar la etimología de una palabra usando el motor de búsqueda en la parte superior a mano derecha de la pantalla. Escribe el término que buscas en la casilla que dice “Busca aquí” y luego presiona la tecla "Entrar", "↲" o "⚲" dependiendo de tu teclado. El motor de búsqueda de Google abajo es para buscar contenido dentro de las páginas.