Etimología de MAROMA

MAROMA

La palabra maroma viene del árabe hispano mabruma y este del árabe مبرومة (mabrūmah = trenzada, retorcida). En España esta palabra se usa para referirse a una cuerda hecha de fibras trenzadas, pero en Latinoamérica la usamos para referirnos a una pirueta acrobática. Así tenemos también:

  • marometa - voltereta;
  • maromero - acróbata;
  • amaromar, enmaronar - atar con cuerda.

Imagino que la conexión semántica entre pirueta y cuerda gruesa ha de ser la del significado original del participio árabe مبروم (mabrūm) "torcido, trenzado, retorcido", porque el acróbata que hace la pirueta describe en el aire una trayectoria de apariencia retorcida como las fibras de una maroma, y parece que de manera similar y por el mismo motivo a algún tipo de pirueta se le llama también "tirabuzón".

Más difícil me resulta explicar el sentido de la palabra que formalmente es su masculino, maromo. En el español coloquial de la Península se usa para denominar a un novio o chorbo, lo que en Cádiz puede llamarse también un pibe, variando un poco el sentido rioplatense. ¿Por qué se dirá maromo? Una maroma suele ser una cuerda gruesa, una estacha con la que se llevan a cabo varias faenas de amarre en los barcos. Es posible que, como una maroma puede ser la salvación del que se va al garete, se haya dado el mismo sentido de la expresión "echar un cable", es decir, servir de ayuda, tener un asidero donde agarrarse para que no se lo lleve a uno la marea. Hace muchos años una conocida mía algo talludita y entradita en años formalizó compromiso con un caballero de mayor edad que ella y acomodada situación, y su abuela, añosa señora que había nacido muy probablemente a finales del siglo XIX, comentó el caso con una expresión que, para mis pocos años de entonces, me dejó atónito: "¿ha visto usted, qué buen alivio ha encontrado mi nieta?" Con el tiempo fui encontrando otras personas, pocas y muy viejas, que le daban a la palabra alivio un sentido parecido de "persona que te ayuda a llevar tu carga". Quizá maromo se haya dicho con sorna para el cable al que se podía agarrar una mujer que, en aquellos tiempos en los que casarse era una necesidad económica, hubiera estado a punto de que se la llevase la resaca.

- Gracias: Joaqu1n


Poca documentación hay sobre la palabra maromo que la RAE parece que incorpora por primera vez a su diccionario en la edición de 1984, con un único significado: "individuo, tío, fulano". Es curioso que uno de los significados americanos (el de Puerto Rico), de la palabra "maromero" que figura al lado, aparte de titiritero, es: "persona que usa procedimientos de mala fe, pájaro de cuenta". Parece pues que la palabra maromo surge en las fuentes con un sentido negativo.

La palabra maromo, que desde luego no nace en 1984 porque la gastaban y conocían mis padres y mis abuelos, tiene una mala connotación desde sus orígenes. Parece ser un vocablo del argot madrileño, que conocían bien mi padre y mi abuelo paterno, ambos madrileños (en Valencia, mi tierra, no es palabra tradicional y es de adquisición más reciente). Y por lo que yo siempre he percibido desde la niñez, decir algo como "Fulanita con su maromo" era desde siempre una expresión descalificadora y despectiva, tanto del hombre que va con la señora en cuestión, como de la mujer, a la que se identificada con mujer "de dudoso perfil". Creo que en la sociedad tradicional ni siquiera coloquialmente se ha llamado maromo a un novio "formal" y mucho menos al marido de una mujer. Maromo era el amante, el amigacho por así decir. Y mi padre explicaba que en realidad, en el habla castiza de Lavapiés, en origen "maromo" era el chulo de una prostituta, aquel al que la prostituta estaba atada, una especie de gorila que la tiene atada mediante una relación sexual, que la explota y vive de ella, y que a su vez atiza a los clientes indeseados, etc. , e incluso decía que "maromo" tenía un cierto matiz de pene que tiene atada y encantada a una mujer. No sé si ese será el origen exacto de la palabra y el porqué de "maromo" y su vinculación con maroma que es una soga, pero si no es así, y no tenía razón mi padre, por lo menos maromo parece surgir en las fuentes con un valor de tipo o sujeto indeseable, de fulano innominado y por tanto de dudosa catadura.

Otra cosa es que con la extensión de uso del término y también con la liberalización de las costumbres, con el tiempo se haya convertido en una forma coloquial, popular y graciosa de referirse a la pareja de una mujer, quitándole hierro a la cosa, lo que ha acabado incluso abarcando al novio y hasta al marido, o bien refiriéndose incluso a lo que llaman un "tio bueno" o "cachas" cualquiera. Pero estoy casi segura de que en los orígenes no era así, simplemente cuando yo era niña no era así, y al menos los adultos me parece que empleaban el término con una clara connotación negativa y descalificadora.

Y me llega asimismo una respuesta de un anciano familiar, madrileño también, que asegura lo siguiente. Que es cierto en Madrid antiguamente se llamaba maromo al chulo de una prostituta, pero eso viene de una cosa aún más antigua. En Madrid del XIX eran típicos los mozos de cuerda, fornidos, que se ponían en las plazas con una cuerda larga al hombro para esperar que los contrataran para llevar fardos pesados, que ellos rodeaban con la cuerda y cargaban a la espalda, con la cuerda que se enganchaban al cuello o al pecho. Y seguían a todas partes con su carga a quien que los contratara. Y la gente madrileña, que siempre ha inventado palabras y apodos graciosos los llamaba maromos. Y que de ahí pasó a que llamaran maromos a los chulos, que siempre seguían a la prostituta a todas partes como llevando la mercancía. Y añade que también a los amantes de alquiler.

Todo esto lo trasmito con las debidas precauciones. Ninguna de las personas que me lo ha trasmitido es lingüista, e igual son etimologías populares, pero aparte de estas cosas no parece posible encontrar demasiada documentación sobre este término coloquial.

- Gracias: Helena


Avísanos si tienes más datos o si encuentras algún error.


Miembros Autorizados solamente:

 

 


↑↑↑ Grupos Anteriores

↓↓↓ Grupos Siguientes

Los iconos de la parte superior e inferior de la página te llevarán a otras secciones útiles e interesantes. Puedes encontrar la etimología de una palabra usando el motor de búsqueda en la parte superior a mano derecha de la pantalla. Escribe el término que buscas en la casilla que dice “Busca aquí” y luego presiona la tecla "Entrar", "↲" o "⚲" dependiendo de tu teclado. El motor de búsqueda de Google abajo es para buscar contenido dentro de las páginas.