Etimología de ESTAMBRE

ESTAMBRE

La palabra estambre designa a un hilo fuerte compuesto de varias fibras y también en botánica a los órganos masculinos de la flor compuestos de un filamento y una antera en el extremo que contiene el polen. La palabra procede del latín stamen, stamĭnis, vocablo neutro que como todos los neutros en el habla vulgar tardía del latín, perdieron su género y fueron remodelados analógicamente a las formas de los femeninos o masculinos. Es así como el antiguo acusativo neutro stamen fue desplazado por una forma stamĭnem, que sufriendo una síncopa (stamne) y dotada de una e protética, con una posterior disimilaciónde sonantes (estamre), generó la habitual b epentética entre m y r (estambre), como hombre (de hominem) y lumbre (de luminem).

El vocablo latino stamen en principio era propio del lenguaje de los tejedores y designaba en origen preferentemente a los gruesos hilos verticales de la urdimbre en un telar, también después al hilo fuerte compuesto de varias fibras que se enrollaba en una rueca, y a todo tipo de hilos fuertes, como incluso las cuerdas de un instrumento musical como la lira. A veces designaba metafóricamente al destino o al "hilo de la vida", por lo del hilo de las Parcas, tejedoras del mito de los destinos humanos que marcaban con un hilo cuya longitud caprichosamente decidían. Pero el naturalista Plinio en el s. I d. C. ya empleó el término en su sentido botánico para referirse a cualquier filamento vegetal, incluidos los estambres de las flores también seguramente por ser filamentos que se mantienen erguidos, y este uso salta a las lenguas modernas en el s. XVII. Hay que tener en cuenta que la Historia Natural de Plinio fue la referencia fundamental en este terreno en Occidente hasta la aparición de la obra de Linneo en el s. XVIII.

El vocablo latino stāmen se forma con un sufijo instrumental-resultativo -men sobre la raíz del verbo stāre (estar en pie, estar parado y derecho), pues en principio es el hilo grueso vertical que se mantiene fijo y derecho para el tejido.

El verbo stāre se asocia a una raíz indoeuropea es *sta- (estar en pie, mantenerse parado y erguido). Muy numerosos son los derivados que se vinculan a stāre y su familia verbal, como estar, estamento, estancia, estante, circunstancia, constar, costar, distar, instante, obstáculo, obstetricia, prestar, restar, estambre, estado, estadística, establo, condestable, destinar, instaurar, restaurar, restaurante, testamento, protestar, testigo, poste, etc.

- Gracias: Helena


Avísanos si tienes más datos o si encuentras algún error.


Miembros Autorizados solamente:

 

 


↑↑↑ Grupos Anteriores

↓↓↓ Grupos Siguientes

Los iconos de la parte superior izquierda de la página te llevarán a otras secciones útiles e interesantes. Puedes encontrar la etimología de una palabra usando el motor de búsqueda en la parte superior a mano derecha de la pantalla. Escribe el término que buscas en la casilla que dice “Busca aquí” y luego presiona la tecla "Entrar", "↲" o "⚲" dependiendo de tu teclado. El motor de búsqueda de Google abajo es para buscar contenido dentro de las páginas.