Etimología de SIMPATÍA

SIMPATÍA

La palabra simpatía que hoy aplicamos vulgarmente sobre todo a la inclinación afectiva de las personas y su comunidad de sentimientos con los demás, viene, a través del latín sympathia, del griego συμπάθεια ("sympátheia") un compuesto del prefijo syn- (reunión, convergencia) y la raíz de πάθος (pathos = experiencia, afección, dolencia, sufrimiento). Se corresponde exactamente con el latín compassio, compassionis, que también tiene ese sentido y que nos da compasión.

¿Pero qué significaba en griego συμπάθεια?. Pues se trata de uno de los conceptos más productivos para la filosofía y la ciencia griega.

Por ejemplo para lo que nosotros llamamos enfermedades psicosomáticas, habla el filósofo Epicuro de una "simpatía", una dolencia compartida entre cuerpo y mente que experimentan una "com-pasión". Y cuando los físicos de hoy hablan de "resonancia", los griegos hablaban de una "simpatía" como de cuerdas que vibran, y aún hoy en el lenguaje pirotécnico se dice que las carcasas se prenden y estallan "por simpatía".

En medicina griega es la mutua imbricación e implicación de las partes de un todo, en estrecha unión con los conceptos de homeopatía (atracción de lo semejante a lo semejante) y alopatía (repelencia de los contrarios).

Parece que desde el s. IV a.C. la noción de "simpatía", entendida como "afección de una cosa a través de la afección de otra", es un concepto común a médicos y filósofos y es una gran conquista, porque a través de este concepto se llegó a una concepción del hombre como entidad y organismo esencial y funcional, frente a la noción arcaica del cuerpo humano como una simple pluralidad de miembros. De acuerdo con eso, cualquier alteración experimentada por cualquier parte afecta a todas las demás en un organismo unitario.

Esta noción se transfiere también del organismo al cosmos en la especial concepción de estoicos y neoplatónicos. Y así Proclo por ejemplo nos dice: "El hecho de que las esferas cósmicas lleguen hasta nosotros y los demás animales mortales, se ha de recordar que se debe a la simpatía del universo. Y hemos de demostrar a su vez que esta se debe al hecho que el Todo es un ser animado. Pues si es una sola alma la que sostiene la coherencia del universo entero, es de todo punto necesario que haya una simpatía mutua entre sus partes" 1.

La palabra griega πάθος nos ha dado multitud de vocablos (patético, patología, osteopatía, etc.) y se deriva del verbo πάσχειν (experimentar, sufrir), que algunos vinculan a una posible raíz indoeuropea *kwent(h)- (sufrir), si bien otros lingüistas, como Chantraine, no aceptan tal relación.

  1. ESTÉBANEZ GARCÍA, Fernando. Étimos Griegos. Monemas básicos del léxico científico. 1998. Pag. 107

- Gracias: Helena


Avísanos si tienes más datos o si encuentras algún error.


Miembros Autorizados solamente:

 

 


↑↑↑ Grupos Anteriores

↓↓↓ Grupos Siguientes

Los iconos de la parte superior izquierda de la página te llevarán a otras secciones útiles e interesantes. Puedes encontrar la etimología de una palabra usando el motor de búsqueda en la parte superior a mano derecha de la pantalla. Escribe el término que buscas en la casilla que dice “Busca aquí” y luego presiona la tecla "Entrar", "↲" o "⚲" dependiendo de tu teclado. El motor de búsqueda de Google abajo es para buscar contenido dentro de las páginas.