Etimología de SERICICULTURA

SERICICULTURA

La sericicultura o sericultura es la fabricación y producción de seda, que incluye el cultivo de la morera (Morus alba (L.1753) y la cría del gusano de seda Bombyx mori (L. 1753).

El término sericicultura es recogido por el diccionario castellano de Gaspar y Roig, en su edición 1855, y sericultura por el diccionario de la RAE de 1925. Aunque esta actividad tiene unos 5000 años de practicarse en las regiones de Asia Oriental (China), así como tal vez en Egipto hacia el año 1000 a.C. y Homero (s. VIII a.C.) en la Odisea menciona prendas de vestir que probablemente eran de seda. Los romanos tal vez intentaron legislar sobre el uso de la seda, ya en el s. II d.C. Pero el desarrollo pleno de la sericultura parece que surge hasta en el periodo altomedieval (s. VI d.C.) en Europa.

El término sericicultura está formado por la unión de los siguientes elementos latinos:

Sērĭcum, que significa 'la seda', con su plural serica, es decir, 'telas o vestidos de seda'.

Cultūra, que significa 'el cultivo, el trabajo y los beneficios que prodiga la tierra', como en cultura vitium o el cultivo de la vid, en la obra De finibus, libro 4, 38, del escritor romano Cicerón. Cultūra también puede significar 'culto', 'institución', 'cuidado', etc. El término cultūra a su vez está formado por el verbo cŏlo, ere, con el significado de trabajar, cultivar la tierra, pero también 'habitar', puesto que históricamente la gente pudo establecerse en un lugar, hasta que logró cultivar o trabajar la tierra. Más el sufijo latino -ura, que indica 'resultado', como en los vocablos tortura, investidura, mesura, usura, frescura, calentura, horticultura, desventura, aventura y otros. Cultūra y cŏlere son palabras latinas que se asocian a la raíz indoeuropea *kwel- (revolver, mudar, mover alrededor, residir, Pokorny 1. kel‑ 639), también vinculada a boukolos (cuidador de ganado vacuno) y kyklos (círculo), en griego; anculo, are (servir, servir como esclavo), en latín; cakram (círculo, rueda) en sánscrito.

Nos cuenta un viejo libro, de 1875*, que según el geógrafo y escritor griego del siglo II d.C. Ptolomeo, "los Sères (Σήρ o Σήηρες) era un pueblo de notable mansedumbre que vivía entre el Río Ganges y el Océano del este, de donde la seda provenía (la voz seda procede entonces del latín sērĭcum, a través del griego Σήρ, Σήηρες, es decir, Ser, Séres). La seda cuya manera de fabricación era desconocida por los antiguos griegos y romanos, quienes imaginaban que el material era directamente colectado de las hojas de algunos árboles, fue llevada a Roma desde ese lejano país de imprecisa localización, y fue llamada sericum, y, por lo tanto, las prendas de seda se llamaban serica vestis. El emperador romano Heliógabalo o Hēliŏgăbălus, en latín (203-222), fue el primero que usó un vestido de seda, el cual fue vendido por su peso en oro...". Esta breve narración fue redactada usando datos de los escritores latinos Horacio, Ovidio, Virgilio y Lucrecio de los siglos I a.C - I d.C. Al comercio con los Sēres se lo llamaba commercium Serum, expresión atestiguada por ejemplo en escritos del romano Séneca el Joven (s. I d.C.).

Para Plinio el Viejo (s. I d.C.), Sērĭcus era lo relacionado con los Seres, o lo perteneciente a los Tártaros Orientales, (de la lejana Europa oriental y Siberia), pueblos de la Escitia asiática oriental o de las Indias Orientales. En griego antiguo, σηρικός (serikós) era lo que estaba hecho con seda y σηριχον (serichon) era concretamente la ropa de seda.

Entonces "la sericicultura es la actividad que resulta (-ura) de cultivar cŏlere a la morera, criar a un gusano (larva de lepidóptero), para luego, de éste obtener la seda (saeta o más bien sericum en latín)".

Fuente:

  • Lempriere Classical Dicttionary. 1875*. p. 627. Edición impresa. Lectura del 3 de setiembre de 2018.

- Gracias: Jesús Gerardo Treviño Rodríguez.


Avísanos si tienes más datos o si encuentras algún error.


Miembros Autorizados solamente:

 

 


↑↑↑ Grupos Anteriores

↓↓↓ Grupos Siguientes

Los iconos de la parte superior e inferior de la página te llevarán a otras secciones útiles e interesantes. Puedes encontrar la etimología de una palabra usando el motor de búsqueda en la parte superior a mano derecha de la pantalla. Escribe el término que buscas en la casilla que dice “Busca aquí” y luego presiona la tecla "Entrar", "↲" o "⚲" dependiendo de tu teclado. El motor de búsqueda de Google abajo es para buscar contenido dentro de las páginas.