Etimología de DIATOMEA

DIATOMEA

Diatomea es un término que designa a organismos protistas unicelulares y fotosintéticos (autótrofos) del grupo de las algas, que abundan en el medio acuático, tanto marino como de agua dulce, o en suelos muy húmedos. Generalmente son microscópicos, aunque a veces pueden alcanzar un tamaño de hasta 2 milímetros. Su característica más sobresaliente es que sus paredes celulares están impregnadas de silicio, adoptando una gran variedad de formas. Dicha pared celular consiste en dos valvas (una más grande que la otra) que se unen o embonan de manera semejante a las piezas de una caja petri, o a una caja de zapato con su tapa.

La palabra diatomea se encuentra registrada en latín científico (Diatomeae) desde 1827, y procede del griego diatomē, femenino de diatomos, 'cortado en dos', de diatemnein, 'cortar', formada por los siguientes elementos griegos: el prefijo dia-, con el significado de 'a través de' (como en diálisis y diapédesis); el término tome, 'corte' (como en anatomía, entomología, átomo, diatómico, histerectomía, mastectomía y microtomo); más el sufijo latino forjador de sustantivos -eam, que también forma parte de palabras diversas, por ejemplo, úvea, córnea, clorofícea, feofícea, rodofícea, cianofícea, etc. Literalmente entonces, podemos interpretar el vocablo como: "algo cortado o dividido", ya que, como acabamos de explicar arriba, la pared celular de las diatomeas se encuentra escindida o dividida en su totalidad en dos partes, escudos o valvas.

Tome, probablemente tenga relación de origen con la raíz indoeuropea *tem- (cortar), que también, entre otras, dio en latín las palabras templum, 'espacio acotado o seccionado', de donde templo y contemplar; así como tondere, 'trasquilar, cortar el pelo o la barba', que originó tonsurar.

En 1834 ya aparece la voz diatomea en francés (diatomée). Las diatomeas han sido objeto de estudio desde finales del siglo XVIII. Ya para 1779, el naturalista danés Otto F. Müller (1730-1784), da el nombre Conferva a un género de estas algas, que aún no se conocían con el nombre de diatomeas (Diatomeae).

Para 1862, Dana, en Man. Geol., señala: "Microscopic siliceous shields of the infusoria called diatoms, which are now regarded as plants" (Escudos microscópicos silíceos de infusorios llamados diatomeas, las que ahora son considerados como plantas). Nótese que en aquel tiempo, a las diatomeas se las agrupaba como organismos del reino vegetal o Plantae, y en nuestros días se ubican en el reino Protista.

En 1865, Goose, en Land & Sea escribió: The name Diatoma... has reference to the readiness with which the strings or chains in which most of the forms are aggregated may be separated." (El nombre diatomea... es en alusión o referencia a la rapidez o facilidad con la cual, los cordones o cadenas que la mayoría de ellas forman al agruparse, pueden ser separadas). Esta cita nos permite concluir que para este autor, el nombre (diatomea) más bien alude la facilidad con la que se escinden las células de una colonia, más que al hecho de la división de las paredes celulares en dos escudos o valvas.

El poeta y escritor francés Victor Hugo (1802-1885), en la página 136 de la novela Los Trabajadores del Mar, en su versión española (Madrid. 1866), cita: "...el sentido inverso de la inmensidad se manifiesta; una diatomea en una hora produce mil trescientos millones de diatomeas..."

- Gracias: Jesús Gerardo Treviño Rdgz.


Avísanos si tienes más datos o si encuentras algún error.


Miembros Autorizados solamente:

 

 


↑↑↑ Grupos Anteriores

↓↓↓ Grupos Siguientes

Los iconos de la parte superior izquierda de la página te llevarán a otras secciones útiles e interesantes. Puedes encontrar la etimología de una palabra usando el motor de búsqueda en la parte superior a mano derecha de la pantalla. Escribe el término que buscas en la casilla que dice “Busca aquí” y luego presiona la tecla "Entrar", "↲" o "⚲" dependiendo de tu teclado. El motor de búsqueda de Google abajo es para buscar contenido dentro de las páginas.