Etimología de DISCRASIA

DISCRASIA

Discrasia es un término muy antiguo de origen griego: δυσκρασία = dyskrasía, literalmente, "desajuste, alteración o trastorno de la mezcla", "mal tiempo meteorológico", "tiempo perturbado" y aplicado al campo médico, 'mal ánimo o temperamento', en referencia al desequilibrio que se produce entre la mezcla de los cuatro humores corporales, lo que se manifiesta por alteraciones físicas y mentales, es decir, un estado de enfermedad. Esta idea fue desarrollada en aquellos tiempos, sobre todo por el médico Galeno en el siglo II d.C.

La palabra griega dyskrasía está formada por el prefijo δυσ = dys-, que indica 'dificultad', 'algo que no funciona bien', más κρᾶσις = krasís, que significa 'mezcla', y el sufijo griego nominativo -siā, que a su vez resulta de la unión de dos sufijos: -sis, que forma sustantivos de acción (como en prognosis y metástasis) más -ia, formador de sustantivos de cualidad (por ejemplo, en el término agonía).

El prefijo dys- participa en numerosos términos con la idea de 'dificultad' o 'mal funcionamiento', como en dispareunia, distocia, discapacidad, dislexia, disnea, disfagia, disuria, etc.

Krasís (vinculado a la raíz indoeuropea *kerǝ- (mezclar) lo vemos en los vocablos idiosincrasia, acrasia, crasis y otros.

El sufijo siā- forma también muchos vocablos, entre otros: eclampsia, atresia, acalasia, narcolepsia, eugenesia, andropausia, menopausia, etc.

El término se encuentra en latín tardío como dyscrāsia, con el mismo significado. En latín renacentista se documenta en 1532.

Debido a que la vieja teoría de los cuatro humores corporales hace mucho quedó en desuso, ahora, en nuestro tiempo (2017), este antiguo término se aplica en medicina, sobre todo para denominar diversos trastornos de la sangre o de la médula ósea, tales como la anemia aplástica, la leucemia y otras alteraciones hematológicas.

Eucrasia (eukrasíā = temperamento saludable o bueno) es el antónimo de discrasia, es decir, significa "mezcla en equilibrio", lo que podemos traducir como 'estado de normalidad o de salud', cuando todas las funciones corporales y psíquicas están en equilibrio. En este caso, lo que cambia es el prefijo dys- (dificultad), por el prefijo eu- (normalidad, buen funcionamiento), como por ejemplo en las palabras eugenesia, eupnea, eutocia, eubiosis y muchas otras. Por eso, en la literatura médica es muy común que se mencionen las "discrasias sanguíneas", es decir, desequilibrios en los componentes celulares (leucocitos, plaquetas, eritrocitos) de la sangre.

Fuente:

  • Taber's Cyclopedic Medical Dictionary. 1997. Edition 19. pp. 648, 746. USA.
- Gracias: Jesús Gerardo Treviño Rodríguez.


Avísanos si tienes más datos o si encuentras algún error.


Miembros Autorizados solamente:

 

 


↑↑↑ Grupos Anteriores

↓↓↓ Grupos Siguientes

Los iconos de la parte superior izquierda de la página te llevarán a otras secciones útiles e interesantes. Puedes encontrar la etimología de una palabra usando el motor de búsqueda en la parte superior a mano derecha de la pantalla. Escribe el término que buscas en la casilla que dice “Busca aquí” y luego presiona la tecla "Entrar", "↲" o "⚲" dependiendo de tu teclado. El motor de búsqueda de Google abajo es para buscar contenido dentro de las páginas.