Etimología de DÍSCOLO

DÍSCOLO

El adjetivo díscolo nos viene del latín dyscŏlus, adjetivo tomado en préstamo del griego δύσκολος ("dýscolos"). Este significaba en griego difícil, también de mal carácter y de mal humor, que es difícil de contentar, e incluso es el título de una conocida comedia de Menandro (s. IV a.C.), que los literatos suelen traducir como "El misántropo". En griego moderno la palabra δύσκολος significa simplemente difícil.

Los griegos desconocían completamente la raíz de este vocablo, si bien Ateneo de Naucratis (s. II-III d.C.) en su obra Deipnosofistas, propone una etimología a partir de δυσ- ("dys-", prefijo que expresa dificultad, y un vocablo κόλον que significaría "alimento", pero que no ha sido localizado nunca en todo el griego, y por ello se considera una etimología popular o un invento, y aparte del prefijo, sigue sin saberse demasiado a ciencia cierta algo su posible raíz.

Pero es al ser prestado al latín cuando el vocablo adquiere todo su significado actual. En efecto los romanos asociaban mentalmente la raíz de dyscŏlus con -cŏl-, raíz del verbo colĕre / supino cultum (cultivar, en sentido físico y cultural, también cultivar un trato), y así entendieron no sólo que dyscolus era la persona difícil de tratar, sino que sobre todo lo aplicaron en la enseñanza con un valor similar a indócil (aquel que no se deja enseñar) y rebelde, que es el que hoy tiene preferentemente. Díscolo será así definido como el indócil, el moralmente indisciplinado por definición, el alumno que en la práctica es retardado y no puede ser enseñado porque no se deja cultivar, porque además de rechazar cualquier norma de disciplina, orden y trabajo, no acepta ni admite los saberes que intentan trasmitirle sus docentes, ni la autoridad de estos en la materia, oponiendo a ellos resistencia o su empecinada ignorancia.

- Gracias: Helena


Avísanos si tienes más datos o si encuentras algún error.


Miembros Autorizados solamente:

 

 


↑↑↑ Grupos Anteriores

↓↓↓ Grupos Siguientes

Los iconos de la parte superior izquierda de la página te llevarán a otras secciones útiles e interesantes. Puedes encontrar la etimología de una palabra usando el motor de búsqueda en la parte superior a mano derecha de la pantalla. Escribe el término que buscas en la casilla que dice “Busca aquí” y luego presiona la tecla "Entrar", "↲" o "⚲" dependiendo de tu teclado. El motor de búsqueda de Google abajo es para buscar contenido dentro de las páginas.