Etimología de LADILLA

LADILLA

La palabra ladilla, insecto que a veces parasita las partes vellosas, sobre todo el pubis, del cuerpo del ser humano en las que vive agarrado fuertemente, produciendo picaduras, viene de un latín vulgar *blatella, diminutivo de blatta, si no es que hay que pensar en una variante vulgar *blata de la que luego el romance derivaría ladilla con un simple sufijo diminutivo. Se produjo una reducción inicial de la b como en otros casos, por ejemplo el del verbo lastimar, del latín blastemare y este de blasphemare.

La palabra latina blatta designaba sobre todo a las polillas y pequeños insectos roedores de la tela, el papiro y las fibras. Pero resulta que también designaba a un tipo de púrpura y los romanos relacionaban ambas acepciones porque vinculaban esta púrpura al tinte obtenido de la cochinilla. Pero parece que esta segunda blatta, relacionada con blattea (gota de sangre, coágulo de sangre), puede ser otra palabra de origen diferente, relacionada con un viejo préstamo de alguna lengua mediterránea que también pasó al griego. La forma blatta que designa al insecto, y que en latín tardío se documenta también como platta, es de origen muy oscuro y tiene muy escasos y dudosos paralelos posibles.

- Gracias: Helena


Avísanos si tienes más datos o si encuentras algún error.


Miembros Autorizados solamente:

 

 


↓↓↓ Grupos Siguientes

Los iconos de la parte superior izquierda de la página te llevarán a otras secciones útiles e interesantes. Puedes encontrar la etimología de una palabra usando el motor de búsqueda en la parte superior a mano derecha de la pantalla. Escribe el término que buscas en la casilla que dice “Busca aquí” y luego presiona la tecla "Entrar", "↲" o "⚲" dependiendo de tu teclado. El motor de búsqueda de Google abajo es para buscar contenido dentro de las páginas.