Etimología de TÉ

La palabra viene del chino. Es la infusión de las hojas de un arbusto del Extremo Oriente, de la familia de las Teáceas, Camellia sinensis (L.) Kuntze, con algunas variedades y diferencias taxonómicas que no son del caso. La palabra china que le dio origen es 茶, que se pronunciaba (chá) en chino mandarín pero con la pronunciación dialectal del chino del Sur o min nan 茶 se pronunciaba ().

Esta diferencia dialectal ha provocado que las lenguas de los pueblos a los que se exportaba el té desde los puertos del Sur de la China hayan adoptado el sinismo (préstamo léxico del chino) derivado de 茶 pronunciado (), mientras que los que recibían el té por el comercio interior de las caravanas de Asia Central lo han tomado de 茶 pronunciado (chá) o del compuesto 茶葉 (chá yè) "hojas de té".

En el primer grupo, los que lo tomaron del dialecto min nan, pronunciado (), están las lenguas de Malasia e Indonesia (teh), de Sri Lanka y el Sur de la India (tamil: தேநீர்thenīr "agua (nīr) de té", telugu: తేనీళ్ళుtēnīru), y parte de las lenguas europeas, como el español, catalán, italiano, francés, inglés, holandés, alemán, húngaro, etc. a las que hay que añadir el árabe occidental norteafricano (at-tay), el bereber (atay) y otras lenguas de África Occidental (wolof: attaaya, yoruba: tíì, lingala: ti) y del Sur de África (xhosa: iti, zulú: itiye, setswana: tee, shona: tii.

En el segundo grupo, los que lo tomaron por vía continental de 茶 (chá "té") o 茶葉 (chá yè "hojas de té") están las lenguas del Norte de la India (sánscrito: चायcāya neutro, también चायाcāyā femenino, y derivados modernos en bengalí, gujarati, hindi, marathi, etc.), japonés (茶, pronunciado チャ cha), tibetano (ཇ་ja), tailandés (ชา cha), urdu (چائے čai), mongol (цай, tsai), lenguas túrcicas (turco y azerí: çay, kazako: шай šai, bashkir: сәй sæy, chuvasio: чей čey, kirguiz y turcomano: чай, čai, tártaro: çäy, uigur: چاي čāy), lenguas iranias (persa: چای čāy, kurdo: چا čā, zazaki: çay), árabe oriental (شاي šāy), lenguas de África Oriental influidas por el árabe (masai: shai, swahili: chai, kinyarwanda: icyayi), ruso y ucraniano (чай, čai) y la mayoría de las lenguas de los Balcanes (búlgaro, checo, eslovaco, esloveno, serbocroata: čaj, con grafías чај, чай), incluyendo las no eslavas como el griego (τσάι tsai), el albanés (čaj) y el rumano (ceai).

Este curioso mapa de distribución (lenguas costeras / lenguas del interior) tiene un solo elemento discordante: el portugués chá. La explicación debe ser que, aunque los portugueses también recibían el té por el comercio marítimo, iban a comprarlo a una zona donde no se hablaban los dialectos min nan del chino y lo tomaron probablemente del cantonés que es el chino que se habla en Macao y su entorno.

Por eso en español, junto con la versión coincidente con el resto de las lenguas de su entorno europeo, hay una versión cha de origen portugués que ya sólo se emplea en el español de Filipinas.

- Gracias: Joaqu1n


Avísanos si tienes más datos o si encuentras algún error.


Miembros Autorizados solamente:

 

 


↑↑↑ Grupos Anteriores

↓↓↓ Grupos Siguientes

Los iconos de la parte superior izquierda de la página te llevarán a otras secciones útiles e interesantes. Puedes encontrar la etimología de una palabra usando el motor de búsqueda en la parte superior a mano derecha de la pantalla. Escribe el término que buscas en la casilla que dice “Busca aquí” y luego presiona la tecla "Entrar", "↲" o "⚲" dependiendo de tu teclado. El motor de búsqueda de Google abajo es para buscar contenido dentro de las páginas.