Etimología de SIFONÁPTERO

SIFONÁPTERO

La palabra sifonáptero viene del latín moderno Siphonaptera, palabra a su vez compuesta por el término latino siphonis, genitivo de sipho, 'sifón, tubo', procedente de los elementos griegos siphōn, el prefijo de negación o carencia a-, y pteron, 'ala'. Literalmente sifón o tubo (sipho), sin (a-), y alas (pteron).

Siphōn parece estar relacionado (según el New World Dictionary of the American Language) con la prehistórica raíz indoeuropea *twibh-, 'hueco, ahuecado', que originó en latín tibia, con el significado de 'flauta', de donde el nombre del hueso anterior de la pierna.

El prefijo griego negativo a-, an-, lo encontramos en numerosas palabras como: agámico, asexual, áptero, ápodo, asintomático, amoral, asepsia, anafilaxia, áfilo, axénico, etc.

Pteron se relaciona con la raíz indoeuropea *pet-, 'volar, caer', y forma parte de muchas palabras, por ejemplo: helicóptero, ortóptero, mecóptero, plecóptero, áptero, díptero, afaníptero, heteróptero, homóptero, neuróptero, tisanóptero, tricóptero, efemeróptero, y muchos otros.

Siphonaptera, es el nombre del orden de insectos que se conocen comúnmente como pulgas, de las que existen unas 1500 especies. Son holometábolos o de metamorfosis completa, con un aparato bucal que actúa como un tubo o sifón succionador de sangre (siphōn), y, por su carácter parasítico, han perdido sus alas (aptera), pero poseen una gran capacidad saltatoria. Parasitan a vertebrados de sangre caliente u homeotermos (aves y mamíferos).

Es necesario mencionar que el taxón al que pertenecen las pulgas ha recibido diferentes denominaciones a través de los siglos XVIII, XIX, XX. Por ello, considero interesante citar las más destacadas por orden cronológico:

En 1783, el entomólogo sueco Anders Jahan Retzius (1742-1821), utilizó Saltatoria y Suctoria para referirse a las pulgas. Pero ninguno de los dos fueron afortunados: el primero (Saltatoria) no las caracteriza, pues proviene del latín saltāns, participio presente de saltāre, 'saltar', frecuentativo de salīre, participio pasado de saltus, 'saltar'; porque existen arañas e insectos (como chapulines y muchos homópteros que también saltan); por otro lado, Suctoria, del latín sūctīo, de sūctus, participio pasado de sūgere, 'succionar', tampoco es una cualidad exclusiva de las pulgas, pues los mosquitos hematófagos, los áfidos y las garrapatas también son succionadoras.

El botanista y entomologo francés Joseph Pillippe de Clairville (1742-1821), propuso en 1798 el término Rophoteria (del griego ropheo, 'deglutir o tragar un alimento líquido o pastoso,absorber'), para referirse a las pulgas, en la publicación Helvetische Entomologie. Pero tampoco fue un nombre adecuado o distintivo, pues como mencioné antes, esta forma de alimentación la tienen otros insectos y artrópodos; así que no define satisfactoriamente a estos ectoparásitos hematófagos.

En 1807, el entomólogo germano Johann Karl Wilhelm Illiger (1775-1813), propuso el nombre Siphonata, con la misma etimología que Siphonaptera arriba descrita, pero sin el término aptera, 'sin alas', de modo que nada más hacía alusión al aparato bucal de las pulgas, que es un auténtico tubo o sifón para succionar sangre.

Aphaniptera (afaníptero), del prefijo griego de negación a- (como en asexual, amoral, atemporal y ápodo), la raíz fan, de los verbos griegos fainomani y fanein, 'hacerse visible, mostrarse', como en fanerógama, 'planta con los órganos reproductivos (flores), visibles', más el término también griego pterón, 'ala'; literalmente, "insecto con las alas (pterón) no (a-) visibles (fan)", fue acuñado por los entomólogos británicos William Kirby (1759-1850) y William Spence (1783-1860), en la obra An introduction to Entomology (Introducción a la Entomología).

En 1815, el zoólogo inglés William Elford Leach acuñó Medamoptera (del griego, medanós, 'ninguno o ausencia total de algo', más pterón, 'ala'; así que textualmente 'cuerpo con ninguna ala'), para dar nombre al taxón de las pulgas. Un término desafortunado más, pues otros insectos también permanecen sin alas durante todo su ciclo vital, es decir, tanto en estado juvenil como cuando adultos son ápteros, por ejemplo, los piojos, así como muchas hormigas.

Gustaf Johan Billberg (1772-1844), biólogo y entomólogo sueco, en 1820 propuso el término Rhynchota, del griego rhunkhos, 'pico, hocico', por la forma del aparato bucal de las pulgas.

En 1825, Pierre André Latreille (1762-1833), acuñó Siphonaptera, como orden que agrupa a todas las especies de pulgas, con la etimología antes explicada, en la publicación Familles naturalles du règne Animal. (Familias naturales del reino animal). Paris, 1825.

Suctoridea, con la misma etimología de Suctoria (de Retzius), pero con diferente sufijación, fue acuñado por Walker en 1851.

En 1913, Eysell, propuso el vocablo Psyllomorpha, del griego psylla, 'pulga' y morphē, 'forma', como en morfología, es decir, "insecto con forma de pulga".

Posteriormente, se propusieron otros términos con la misma etimología de Siphonaptera, pero con diferente sufijación (Siphonapterida. Pearse, 1936; Siphonapteroidea. Grasse, 1949; Siphonapteroida. Müller, 1978.).

Actualmente existen dos vertientes entre los taxónomos; unos opinan que el orden debe llamarse Aphaniptera (sugiero que se consulte afaníptero en este mismo diccionario), obedeciendo el Principio de Prioridad del International Code of Zoological Nomenclature (Código Internacional de Nomenclatura Zoológica), que aconseja adoptar el nombre más antiguo (afanípteros 1815); mientras que los que reconocen Siphonaptera (acuñada 10 años después, en 1825), sostienen que este principio se aplica de manera obligada en el caso del nombre de especies, géneros y familias, pero en taxones más elevados (superfamilia, orden, clase, phylum, etc.), no se exige de manera estricta. En mi opinión muy personal, creo que es más adecuado Siphonaptera, porque el nombre nos dice que se trata de insectos sin alas y con una aparato bucal en forma de tubo que funciona como un sifón; en cambio, Aphaniptera, solamente nos revela que son insectos sin alas 'visibles', pero sucede que muchos otros tampoco tienen alas, como muchas hormigas, pulgones, tisanuros, colémbolos, dipluros, proturos, piojos, etc.

La especie tipo o representativa para Siphonaptera (o Aphaniptera) es Pulex irritans (Linneo, 1758)

- Gracias: Jesús Gerardo Treviño Rdgz.


Avísanos si tienes más datos o si encuentras algún error.


Miembros Autorizados solamente:

 

 


↑↑↑ Grupos Anteriores

↓↓↓ Grupos Siguientes

Los iconos de la parte superior izquierda de la página te llevarán a otras secciones útiles e interesantes. Puedes encontrar la etimología de una palabra usando el motor de búsqueda en la parte superior a mano derecha de la pantalla. Escribe el término que buscas en la casilla que dice “Busca aquí” y luego presiona la tecla "Entrar", "↲" o "⚲" dependiendo de tu teclado. El motor de búsqueda de Google abajo es para buscar contenido dentro de las páginas.