Etimología de RECITAR

RECITAR

El verbo recitar viene del latín recitare que también nos da el vulgarismo rezar. Recitare significaba en latín leer en voz alta, también leer un listado y con ese valor lo emplea Plauto en el s. III a.C y Cicerón en el s. I a.C. En lenguaje jurídico es leer ante un tribunal la lista de las personas convocadas ante él y con ese valor lo emplea Cicerón profusamente. Con el tiempo adoptó vulgarmente cierto valor de decir en voz alta (normalmente repitiendo algo leído o memorizado, como un formulismo) e incluso hacer una lectura pública de una obra literaria: Tácito, Horacio y Plinio nos dan buena cuenta de esos valores. El valor de expresar algo citándolo de memoria aparece en Celso y Marcial, y es en la Vulgata (s. IV d.C.) cuando más específicamente se refiere a pronunciar oraciones memorizadas, lo que enlaza con el valor semántico de rezar.

Este verbo lleva un prefijo re- de reiteración sobre el verbo citare (citar, poner en movimiento nombrando a alguien), frecuentativo de ciere (poner en movimiento, hacer venir con una llamada). En relación con esta raíz también conservamos los vocablos de origen latino citar, excitar, solicitar, incitar, solícito, concitar o suscitar. Ciere se asocia a una raíz indoeuropea *kei-2 (hacer moverse, poner en movimiento).

- Gracias: Helena


Avísanos si tienes más datos o si encuentras algún error.


Miembros Autorizados solamente:

 

 


↑↑↑ Grupos Anteriores

↓↓↓ Grupos Siguientes

Los iconos de la parte superior izquierda de la página te llevarán a otras secciones útiles e interesantes. Puedes encontrar la etimología de una palabra usando el motor de búsqueda en la parte superior a mano derecha de la pantalla. Escribe el término que buscas en la casilla que dice “Busca aquí” y luego presiona la tecla "Entrar", "↲" o "⚲" dependiendo de tu teclado. El motor de búsqueda de Google abajo es para buscar contenido dentro de las páginas.