Etimología de OSAR

OSAR

El verbo osar viene, con monoptongación en o del diptongo au, del latín vulgar ausare, verbo frecuentativo formado a partir de audere (atreverse a, intentar algo con avidez). De ausare tenemos también osado y osadía.

El verbo audere, del que derivan audaz y audacia, procede de una síncopa de avidere, siendo este un denominativo a partir del adjetivo avidus (fuertemente deseoso de algo), que nos da ávido y avidez. El adjetivo avidus se forma en latín con un sufijo -idus que forma adjetivos derivados de verbos, sobre la raíz de un viejo verbo avere (desear ardientemente), cuya raíz encontramos también en el adjetivo avarus, sinónimo de codicioso, y que nos da nuestra forma avaro. Por cierto que no hay que confundir avaro con ávaro, nombre del integrante de un pueblo nómada de Asia central, llamado los ávaros, que invadió parte de Europa central y oriental hacia el s. VI d.C., no tiene nada que ver esta palabra con avaro.

Para avere no se puede determinar una raíz indoeuropea común, pues no tiene paralelos antiguos fuera del grupo italocelta.

- Gracias: Helena


Avísanos si tienes más datos o si encuentras algún error.


Miembros Autorizados solamente:

 

 


↑↑↑ Grupos Anteriores

↓↓↓ Grupos Siguientes

Los iconos de la parte superior izquierda de la página te llevarán a otras secciones útiles e interesantes. Puedes encontrar la etimología de una palabra usando el motor de búsqueda en la parte superior a mano derecha de la pantalla. Escribe el término que buscas en la casilla que dice “Busca aquí” y luego presiona la tecla "Entrar", "↲" o "⚲" dependiendo de tu teclado. El motor de búsqueda de Google abajo es para buscar contenido dentro de las páginas.