Etimología de BÚTIDO

BÚTIDO

La palabra bútido designa a la familia (Buthidae) de alacranes o escorpiones que posee el mayor número de especies reconocidas (que varía desde unas 600 hasta algo más de 1000, según el sistema taxonómico que se consulte), de un total de 1500 de todo el orden Scorpiones o Scorpionida, de artrópodos de la clase Arachnida.

Bútido proviene del latín científico Buthidae, nombre científico de la familia, introducido por el entomólogo germano Carl Ludwig Koch (1778-1857) en 1837, quien lo que hizo fue tomar el nombre Buthus, de un géneo de escorpiones del suroeste europeo (desde el sur de Francia hasta la Península Ibérica), África (incluyendo la región del Maghreb, así como Senegal, Niger, Etiopía, Sudán y Chipre), que había sido propuesto 22 años antes (en 1815), por el biólogo británico William Elford Leach (1791-1836), agregándole el sufijo -idae, que da la idea de parentesco o pertenencia a cierto grupo genético y que se utiliza en la taxonomía de animales para denominar familias, por ejemplo, Muscidae, Ptinidae, Hydrophilidae, Kalotermitidae, Ixodidae, Ephemeridae, Tabanidae, Ursidae, Canidae, Pongidae, Hominidae, Bothriuridae, Chactidae, Vejovidae, Diplocentridae, Scorpionidae; las últimas cinco son familias de escorpiones.

Tratemos ahora de analizar el asunto del nombre Buthus, como género de escorpiones, de donde Koch acuñó Buthidae (bútido) con el rango de familia:

El término Buthus es una traducción al latín de los humanistas del s. XVI, del nombre propio griego βοῦθος, un nombre raro de un atleta vencedor de los juegos Píticos (los que se celebraban en Delfos en honor de Apolo), mencionado una sola vez por el comediante griego Cratino. Autores griegos posteriores como Hesiquio, Zenobio o Herodiano, nos informan de que tal personaje dio lugar a un dicho en griego, Βοῦθος περιφοιτᾷ (Butho se pavonea), para referirse a los fatuos simplones y de mente estrecha y torpe. Pues bien, los humanistas, principalmente el holandés Erasmo de Rotterdam (1466-1536) en su libro de adagios (Adagiorum opus), traducen esta frase lapidaria griega al latín como Buthus obambulat (en latín obambulare significa originalmente 'caminar en contra de otro', casi como en un plan de reto o desafío, como hacían los gladiadores antes de comenzar una lucha o combate). Y es entonces cuando aparece la forma Buthus, de la que propiamente Erasmo, aunque él personalmente no explica la etimología, afirma que significa glotón, ateniéndose a la etimología con que se entiende este nombre, derivado de βοῦς (buey), palabra vinculada a la raíz indoeuropea *gwou- (ganado) a la que también se asocia el término latino bos, bovis (buey). Pero su segundo elemento ha sido entendido desde el Renacimiento como la raíz del verbo θοινάω = thoiyao (devorar, celebrar un festín) y el vocablo θοίνη = thoiyé (comilona, banquete, festín), de manera que Βοῦθος bien pudiera significar 'glotón o el que come tanto, que puede devorarse un buey entero'.

Pero el problema no es sólo etimológico, sino que tampoco tuvimos éxito en determinar con certidumbre sobre los motivos que tuvo Leach para darle ese nombre al género Buthus, y la introducción posterior del nombre de la familia (Buthidae) por parte de Koch. Ya que entre los rasgos que caracterizan a la familia bútida, sobresalen, el esternón (sternum) de forma triangular, dos ojos mediales sobre el prosoma así como de 2 a 5 laterales a cada lado, y francamente no encuentro en ellos nada que lo relacione con los bueyes. Sin embargo, lo que sí es cierto es que durante el cortejo sexual entre un escorpión hembra y un macho, durante los prolegómenos a la fecundación, ambos se traban entre sí, tomándose mutuamente con los pedipalpos y se empujan frontalmente de manera altenada, como queriendo mostrar su fuerza, de manera semejante a como lo haría un luchador o gladiador, hasta que finalmente, el macho elimina una bolsa llena de espermatozoides llamada espermatóforo, que luego la hembra lo introduce en su poro genital, consumándose la fecundación y al mismo tiempo, muestran su aguijón enihesto o erecto y amenazante, como presumiéndolo de manera petulante y altanera. Pero además, no olvidemos que, consumado el acto sexual, el macho debe huír rápidamente, porque corre el grave riesgo de ser devorado totalmente por la hembra , lo que coincide con el significado de 'glotón' o 'voraz' del término latinizado Buthus.

Es necesario sin embargo hacer la aclaración que esta conducta es común prácticamente en todos los escorpiones y no exclusiva de los bútidos; entonces, no nos queda otra alternativa que pensar en que posiblemente Leach observó esa curiosa conducta en los alacranes Buthus occitanus, comunes en la región de Occitania, que corresponde a la zona sur de Francia, la Península Ibérica y otras regiones del Mediterráneo, y bueno, se le ocurrió elegir ese nombre para estos animalitos, al observarlos en pleno cortejo sexual y ver cómo la hembra solía devorar al macho. Y después Koch dirigió su atención a observar ciertos rasgos morfológicos, terminando por proponer la familia Buthidae, para agrupar otros géneros y especies que coincidían en los caracteres originalmente observados en Buthus. Así que el nombre, parece que lo propuso Leach por los aspectos conductuales o etológicos del primer grupo de alacranes que bautizó como Buthus.

Precisamente, dentro de los bútidos, unas 25 especies, en 8 géneros (de algo más de 50 que posee la familia), son capaces de causar la muerte por su picadura, ya que inyectan una neurotoxina con efectos locales y sistémicos, capaz de producir intensas convulsiones, parálisis, arritmias cardiacas y finalmente, la muerte. Por ejemplo, Buthotus tamulus, en partes de India; el género Androctonus y las especies Leiurus quinquestriatus, Buthus occitanus y Buthotus minax, en el norte de África y Oriente Medio; el género Parabuthus en Sudáfrica además de Tityus y Rophalurus en Sudamérica e Indias Occidentales. Pero el género de bútido mayormente responsable de muertes es definitivamente Centruroides Marx 1890, propio de América.

En México se estima la existencia de unas 260 especies de escorpiones, pero sólo 16 son una amenaza para la población humana entre ellos: Centruroides noxius Hoffman de Nayarit (región desde la que escribo), se considera el más venenoso de nuestro país y uno de los más tóxicos del mundo; C. suffusus Pocock de Durango y parte de Coahuila; C. limpidus Karsch y C. elegans Thorell de los estados de Morelos y Guerrero, por citar solo algunos.

Fuentes recomendadas:

  1. Culin Joseph. Scorpion. Encyclopaedia Britannica Online. Consultada el 3 de enero de 2016.
  2. Key to the species of Euscorpius. The Scorpion Files Online. Consultado el 3 de enero de 2016.
  3. Pedroso Diana et al. Phylogeography of Buthus Leach 1815. (Scorpiones: Buthidae): a multigenemolecular approach reveals a further complex evolutionary history in the Maghreb, African Zoology, 48 : 2, 298-308.
  4. Prendini Lorenzo and Ward C. Wheeler. Scorpion higher phylogeny and classification, taxonomic anarchy, and standars for peer review in online Publishing. Cladistic 21 (2005) 446-494.
  5. Vazquez García Leonila y Alejandro Villalobos. 1987. Zoología del Phylum Arthropoda. México.
  6. Con la invaluable colaboración de Elena Pingarrón Seco, Joaqu1n y Valentín Anders

- Gracias: Jesús Gerardo Treviño Rodríguez.


Leach separó Buthus occitanus del Scorpio europaeus, por tener ocho ojos (Oculi octo), en vez de seis (Oculi sex).

Koch identifica a los Buthides como "Hand der Taster breit, so breit oder breiter als lang" (tiene la mano [área sensoria] de los pedipalpos ancha, tan ancha o más ancha que larga). Yang et al, añaden que la taxonomía de Koch estaba basada en el número de pares de ojos laterales. Así Scorpionidea (dos pares); Buthidea (tres pares); Centruridea (cuatro pares); y Androctonidea (cinco pares).

Según varias fuentes ( 1, 2, 3, 4), buthus vendría de βοῦς ϑοός (boys thoos = buey veloz).

Pokorny asocia a βοῦς con *gʷou- (ganado) y a ϑοός con *dheu-3 (alumbrante).


Avísanos si tienes más datos o si encuentras algún error.


Miembros Autorizados solamente:

 

 


↑↑↑ Grupos Anteriores

Los iconos de la parte superior izquierda de la página te llevarán a otras secciones útiles e interesantes. Puedes encontrar la etimología de una palabra usando el motor de búsqueda en la parte superior a mano derecha de la pantalla. Escribe el término que buscas en la casilla que dice “Busca aquí” y luego presiona la tecla "Entrar", "↲" o "⚲" dependiendo de tu teclado. El motor de búsqueda de Google abajo es para buscar contenido dentro de las páginas.